View the site in English

BLOG

El ingrediente vital: la clave del storytelling

 Storytelling

Desde tiempos inmemoriales, la gente ha relatado y escuchado historias. Incluso hoy, en mercados típicos en África y Asia, que han cambiado relativamente poco desde la Edad Media, aún se pueden encontrar grupos de hombres, mujeres y niños sentados en el suelo y escuchando a alguien que cuenta historias.

Los seres humanos amamos las historias y amamos a la gente que  las cuenta. ¿Entonces, es el mundo de la comunicación profesional realmente tan diferente? Creo que no. Analicemos qué es lo que hace una buena historia y que es lo que hace que la gente le preste atención.

La manera más sencilla de interesar a alguien cuando quieres contar una historia es conectar con él o ella a un nivel emocional o, en otras palabras, enviarle mensajes con los que se pueda identificar fácilmente. Estas “conexiones” normalmente tienen que ver con las dicotomías vida/muerte, llegada/partida, amor/odio, seguridad/miedo, verdad/mentira, fuerza/debilidad, lealtad/traición, sabiduría/ignorancia y esperanza/desesperanza. También podemos añadir a esta lista eventos que nos sucedieron cuándo éramos niños, adolescentes, o adultos jóvenes, y con los que nos podamos identificar.

Nuestra historia debe tener un héroe, que en el caso de la comunicación es la compañía y lo que hace. Y para crear una conexión más fuerte, estos héroes deben ser identificados como gente y equipos que trabajan para la compañía.

De esta manera, en cualquier campaña de comunicación, la historia que necesitas contar es el ingrediente vital.