View the site in English

BLOG

Acelerando la introducción del social media en la comunicación de empresa.

Aunque hoy en día cada vez más gerentes están convencidos de las necesidad de establecer una comunicación en los medios online para sus empresas de una manera u otra, aún nos encontramos con industrias en las que esta adopción es complicada y lenta. ¿Cómo acelerarla? ¿Qué podemos hacer? 

Para darnos algunas claves, os traemos la traducción de un artículo excelente desde la web de MTI Network (la mayor red de comunicación para el sector naval del mundo, de la que SCR es partner en España), que explica el caso de la industria naviera, la lenta adopción del social media que se ha producido hasta ahora, y aporta una serie de claves fundamentales para acelerar la transición a lo digital. Sin duda, son consejos que pueden resultar muy útiles para otras industrias. Seguro que es de vuestro interés. 

Introduciendo la industria naviera en el social mediaDefiniendo algunos de los retos. 

 

Como la herramienta moderna que es, el social media está aquí para quedarse, aunque puede ser difícil saber cómo empezar, dada la cantidad de plataformas y finalidades de cada una. La industria naviera no es diferente de otras muchas industrias en esto, ya que se pregunta cómo son de relevantes estos recursos online para su negocios. 

Al final, establecer la presencia en social media es una opción que cada compañía debe tomar por si misma, basándose en sus propias necesidades y recursos. Sin embargo, pueden identificarse una serie de preocupaciones al respecto. 

  • No tenemos el tiempo o los recursos para crear contenido. Esta es una de las razones más comunes de porqué las compañías navieras no se ven capaces de establecer una presencia en social media. Jonathan Wichmann, el hombre tras el rápido y exitoso ascenso en Internet de Maersk, comentaba orgulloso que para realizarlo solo necesitó 60000 dólares, aunque estos presupuestos no están al alcance de las compañías medianas o grandes, que no buscan crear un departamento de comunicación nuevo, con sus campañas y estrategias para el social media. Sin embargo, el que no compartas la perspectiva o el presupuesto de Maersk, no significa que no puedas empezar con recursos que ya tienes a tu disposición. Cuándo preguntamos a las compañías si tienen un boletín o una sección de novedades en su web, su respuesta suele ser algo como “oh, si lo tenemos. Hemos bautizado un barco, y adivina quién fue la madrina. Fíjate en esta foto molona”. Historias fascinantes abundan en el mundo naviero. Estas respuestas simplemente demuestras que alguien ya se está tomando su tiempo y recursos para crear contenido, pero no está autorizado para compartirlo en el social media, lo cuál lleva apenas unos segundos si el contenido ya está escrito y aprobado. Una bonita foto por aquí, una felicitación por un viaje exitoso por allá, y de repente tu compañía ya ha creado una presencia positiva online, en muy poco tiempo y con muy poco esfuerzo. No tienes porqué publicar todos los días. Puedes hacerlo cada pocas semanas, o una vez al mes, pero estableciendo un canal oficial te aseguras de que no estás dejando la discusión online sobre tu organización en manos de gente que puede saber muy poco sobre sus actividades y valores. 
  • Si no estamos ahí, ¡no nos podrá hacer daño! Otra razón por la que a menudo hay reticencias hacia el social media, es que normalmente la atención del público tiene a centrarse en la industria cuándo las cosas van mal. La comunicación por Internet tiene el potencial de amplificar cualquier comentario agresivo o crítico, y por tanto la industria naviera, al igual que otras, prefiere un enfoque ostracista hacia este tipo de comunicación: “si no podemos verlo, él no podrá vernos”. El problema es que, actualmente, si la gente quiere hablar de tu compañía en la red, lo hará sin dudarlo, te guste o no. No estar en el social media sólo limita tu habilidad para responder cuándo sea necesario, aportando un flujo de información equilibrado al gran público o los usuarios de la industria. Nunca recomendamos la agresión o la confrontación en el social media, especialmente durante un incidente. Sin embargo, en casos de alto impacto mediático, actualizaciones y clarificaciones sobre los hechos pueden ayudar a prevenir que rumores y especulaciones se compartan como si fuesen verdad. Más aún, si tus canales de social media muestran tu excelencia en el servicio y una cultura corporativa positiva, cuándo ocurra un incidente podrás equilibrar un situación que de otra manera sería negativa. Al fin y al cabo, nadie quiere convertirse en la naviera cuyo primer tuit fue “lo siento”.
  • Somos B2B, no B2C, así que no necesitamos el social media. Simplificando el tema, unos canales en Internet seleccionados es otra manera de mostrar qué tipo de compañía eres para una audiencia amplia, y seguramente joven. Es la nueva extensión de tu página web. Hoy en día la gente es perezosa, y muy pocos quieren navegar a través de pestañas en una página web, o descargarse pdf e imágenes con información. Quieren “estallidos” de información fácilmente digeribles que exciten su curiosidad. Asumir un enfoque más avanzado en las comunicaciones corporativas puede tener muchos beneficios para una empresa, al mismo tiempo que impacta dónde más importa.
  • Los directivos odian la idea. Este puede ser a menudo el mayor reto a la hora de extender las comunicaciones corporativas para incluir el social media. Mientras que la generación actual de gente joven parece que está compartiendo, publicando y subiendo contenido antes de aprender a andar, el social media puede parecer abrumador si no has crecido con él, o no lo usas de manera personal para nada. Cuándo se recomienda establecer una presencia digital, hay que asegurarse siempre que los beneficios están bien claros para tu equipo o directivos. Si estás discutiendo el tema con gente que no está familiarizada con él, asegúrate de no enredarte en una charla técnica o en usar muchos acrónimos. Esta es una manera muy efectiva de conseguir que pasen del tema. Asegúrate también de identificar cualquier posible riesgo o fuente de problemas asociados a la implantación de los canales de social media, y ofrece soluciones para mitigarlos o evitarlos. Se trata de algo lógico, ya que el mayor reto es ayudar a las personas a moverse más allá de lo que no conocen, y a sentirse confortables intentando algo nuevo.
  • La teoría del goteo. Al final, al igual que con el teléfono, el email o las páginas web, los enfoques digitales para la comunicación corporativa acabarán llegando por goteo a la industria naviera. El progreso y la tecnología demandarán que la industria se adapte, y la próxima generación de profesionales del sector dominarán este enfoque. Dado que la industria encara el creciente reto de reclutar y retener su nueva generación de marineros, establecer una presencia en el social media dará una imagen para tu compañía como un empleador avanzado y comprometido.

Así que adelante, ¡pongámonos a ello!.

- Más información (en inglés): http://mtinetwork.com/getting-shipping-started-social-media/#sthash.kwyOsiuy.dpuf