View the site in English

BLOG

Adblock, marketing digital, y el futuro de la comunicación digital.

 

 

Se avecinan cambios importantes en el mundo del marketing (si es que no estamos ya plenamente inmersos en ellos), relacionados con el avance imparable del mundo digital como el ecosistema de referencia dónde se encuentran marcas y clientes. Y los propios marketeros son conscientes de esto. Según un estudio realizado por la empresa Marketo, el 80% de los profesionales del marketing creen que en unos pocos años su práctica profesional sufrirá grandes cambios.

Cambios que giran en torno a una mayor especialización en el mundo de la comunicación digital, con el engagement como centro absoluto de las estrategias de marketing, y con técnicas basadas cada vez más en la tecnología digital, como el email marketing, la gestión de redes sociales, el trabajo en dispositivos móviles y la analítica digital, entre otros.

Los millenials como paradigma del nuevo ecosistema digital de comunicación.

Y esto es así porque el público objetivo de la publicidad está cambiando. Los nuevos consumidores que se incorporan al mercado, nacidos en este siglo y llamados millenials por esta razón, cada vez ven menos televisión y consumen más contenidos en el móvil. Y odian, literalmente, la publicidad tradicional, basada en la intromisión en su experiencia con el ordenador, el móvil o la tableta. Los contenidos consumidos son, además, mayoritariamente audiovisuales, con una predominancia de los vídeos cortos.

En consecuencia, estas nuevas pautas de consumo y comportamiento en el mundo digital, en las cuáles el usuario elige lo que ver y no, son ya una realidad que debería preocupar a los profesionales del marketing. En este sentido, la proliferación de bloqueadores de publicidad en buscadores web (con servicios como AdBlock), es sintomática: las aplicaciones de bloqueo de publicidad están entre las más populares para los navegadores Chrome o Firefox, con cerca de setenta y cinco millones de descargas totales. De hecho, seguramente el AdBlocking sea lo que acabe matando la publicidad online tal y cómo la conocíamos hoy en día en muchos medios. Diseñada y concebida como una versión en digital de la publicidad intrusiva convencional, que te asalta en la tele, la acera o el periódico o revista, interrumpiendo tu visionado en pantalla, lectura, o paseo.

Adaptándose a una nueva realidad.

Esta nueva realidad está llevando a un nuevo planteamiento de los marketeros en el mundo digital, basado en el respeto a la experiencia real del usuario, y en la búsqueda de un valor añadido para este, que realmente atraiga visitas y genere interacción. En definitiva, se trata de pasar del outbound marketing, el intrusivo, a un inbound marketing más amable, y que invite a ser consumido por un usuario que puede, en cualquier momento, elegir si verlo o no. Tiempos nuevos, sin duda.

¿Y qué pinta la comunicación digital en este nuevo escenario? Sin duda, se le abren nuevas perspectivas muy interesantes. Si en esta nueva época lo que buscamos es crear valor en los contenidos, que inviten a los usuarios a visitarnos y enterarse sobre lo que tenemos que contarles, sin duda la calidad y cantidad de la información ofrecida es fundamental.

En este escenario el marketing de contenidos y el branded content (que no son lo mismo), como métodos para captar y fidelizar usuarios pasan al primer plano, junto con la publicidad, respetuosa y de buenas prácticas, que podemos encontrar en Facebook o Twitter. Toca olvidarse de la horrorosa publicidad de los periódicos, que bloquea sin el contenido que realmente queremos leer, y confiar en las habilidades de periodistas y otros profesionales de la comunicación, capaces de crear el contenido deseado por los usuarios. Contenido que será relevante para ellos, y que ayudará a crear la deseada interacción de calidad con nuestra marca. Esto es, al fin y al cabo, lo que todo marketero está buscando.

De hecho, y ya acabamos, cada vez más empresas se dedican al periodismo de marca, y cada vez más agencias de publicidad digital se parecen a agencias de comunicación. El mundo digital ofrece, en resumen, un amplísimo margen a los profesionales de la comunicación, cuya experiencia y habilidades son ya fundamentales en toda estrategia digital que se precie, que siempre debe pasar por el contenido de calidad. Nuevos tiempos, en el que algunas puertas se cierran, pero otras se abren. De cada uno depende aprovechar el momento.