View the site in English

BLOG

Usar los hashtags para comunicar de manera inteligente

 

 

   Los hashtags son esas palabras que, precedidas del signo #, insertamos en nuestros mensajes en redes sociales. Es un nombre compuesto de dos palabras inglesas, tag o “etiqueta”, y hash o “almohadilla (el símbolo # de nuestros teclados). Sirven, como su propio significado indica, para etiquetar mensajes mediante palabras elegidas por el autor del contenido,  de manera que pueda ser reconocidos en las redes sociales como parte de una conversación alrededor de una temática concreta. Son una manera excelente de crear o unirse a los temas más calientes o de interés, ya que todos aquellos interesados en una conversación correctamente etiquetada podrán leer los mensajes precedidos con la # y la palabra que sirve de etiqueta.

   Teniendo en cuenta esta utilidad de los hashtags para comunicar, los usuarios de redes sociales, incluyendo los marketeros y comunicadores digitales, las vienen usando desde hace tiempo para conseguir una mayor interacción con otros miembros de las distintas redes sociales que permiten este etiquetado, sobre todo Twitter e Instagram, y en menor medida Facebook. Así se construyen, por ejemplo, los famosos “trendic topic” de Twitter, que de vez en cuando dan el salto a los medios de comunicación más tradicionales, y son ampliamente seguidos por comunicadores, periodistas y usuarios en general. Y es que tienen capacidad de llegar a mucha, mucha gente, incluso millones de personas.

   Dada la capacidad de alcance de los hashtags para comunicar mensajes, es más que interesante saber cómo funcionan, y sobre todo saber cómo se comportan en cada red social. A continuación os traemos una infografía sobre el tema, extraída del blog de Payroll, que nos ofrece datos muy interesantes sobre el uso de los hashtag en las diversas redes sociales, con consejos para aprovecharlos al máximo. Es una infografía extensa, por lo que nos gustaría extraer varias conclusiones interesantes:

  •  En Twitter uno o dos hashtags para comunicar un mensaje crean una interacción mayor, pero es importante no pasarse, porque a partir de tres esta tendencia se revierte.
  • En Instagram, en cambio, cuántos más hashtags usemos mejor interacción obtendremos.
  • En Facebook es recomendable no usar hashtags, o hacerlo en momentos muy concretos, ya que perjudican al engagement.
  • A la hora de crear un hashtag, hay que procurar que sea claro, relevante, corto, y de fácil comprensión. Si es una palabra compuesta de varios términos, usa mayúsculas para diferenciarlos uno del otro (por ejemplo #HashtagCompuesto y no #hashtagcompuesto).
  • Los hashtags para comunicar bien deben ser distintivos. No emplees hashtags genéricos (como por ejemplo #comida), ya que la conversación sobre ellos será demasiado amplia. Además, antes de seleccionar una etiqueta concreta, asegúrate de que no está siendo usada en otro contexto y con otro significado. Evita la abstracción y concreta el mensaje y la llamada a la acción. Y si puedes, ¡usa tu marca!.
  • Mide la interacción, sigue la conversación, y si puedes únete a ella, e invita a influencers de tu nicho a hacerlo también. Y sí, puedes compartir el hashtag en los medios más tradicionales, como la tele o la prensa, para animar a más gente a unirse al tema en cuestión.
  • Si puedes, incorpórate a conversaciones preexistentes que sean de interés.

 

En definitiva, lo que buscamos es crear e introducirnos en conversaciones relevantes, etiquetadas con los hashtags adecuados, por lo que debemos tener muy en cuenta que sean adecuados para nuestros objetivos, en lo que a relevancia, especifidad, claridad y alcance se refiere. ¡Manos a la obra!